Brown

Alte. Guillermo Brown

Como el mástil de un barco pintado de un verde que recuerda a la Irlanda que lo vio nacer, el Almirante Brown comanda la nave que lo lleva en su ultimo viaje. En plata se recuerdan sus victorias y con el bronce de sus cañones se le brindó confuso homenaje (obra de F. Cafferata) al llamarlo Inglés, del que como buen Irlandés siempre quiso distinguirse.

Guillermo Brown nació el 22 de febrero de 1777 en Foxford, condado de May, Irlanda.

Corsario, mercante, aventurero y almirante, jugó su vida por una patria que lo acepto como un hijo mas, sin ahorrarle alegrías, honores y tampoco penas y sin sabores.

Lo acompaña en este camarote que sortea las olas de la eternidad su hija Elisa, muerta por el desconsuelo de un amor perdido, cuando el oficial Francis Drummond, bajo las ordenes del Almirante de su vida en la batalla de Monte Santiago por su indómita osadía “Muero cumpliendo con mi deber”.  Lo hizo en los brazos de Brown al que entrega su reloj para Elisa.

 

Veinticuatro años tenia,

Él en aquella ocasión.

Dio su bravura al país,

Y Elisa su corazón

León Benaros

 

El mismo Almirante debió comunicarle la noticia. Elisa se envolvió en un silencio tenaz. El 27 de Diciembre cuando parecía que el tiempo había mitigado su pena… Elisa Brown se suicida en las aguas del Riachuelo

Ay, la niña valerosa de la quebranta fe.

Ya posa su pie en el barro,

Ya el río lame su pie

Blanco era su pensamiento,

Blanco su amor floreció.

De blanco se fue hacia el río.

Y de blanco se metió.

Elisa Brown, pocos meses

Sobreviviste a tu pena.

Ya se enluta con reposo.

El oro de tu melena

Entre azucenas y adelfias.

Un sauce te da su nombra.

Amor y dolor confiesa

La lapida que te nombra.

León Benaros

 

Elisa Brown fue enterrada junto a Francis Drummond en el cementerio protestante cerca de la Iglesia del Socorro. Posteriormente sus restos fueron depositados junto a los de su padre como póstumo deseo.

Antes de 1810 cualquier persona no católica que viviese en Buenos Aires era generalmente enterrado en la barranca de Retiro, en un precario cementerio. Después de 1810 por crecimiento de la comunidad inglesa, y a instancia de ella, se pide autorización para comprar un terreno que albergase a la grey protestante. Justamente este terreno comprado a la viuda de Benito Zelada, quedaba a la vuelta de la Iglesia del Socorro. Se lo inauguró un 20 de marzo de 1821 con el entierro de John Adams, carpintero, muerto de Tisis.

Dado lo reducido del espacio, a los pocos años estaba saturada su capacidad. Por eso el cementerio protestante fue trasladado en 1833 al lugar que hoy ocupa la plaza “Primero de Mayo” (entre Hipólito Irigoyen, Pasco, Alsina y Rivadavia) siendo este clausurado en 1922.

No todos los cadáveres fueron retirados y bajo esa plaza se encuentran los restos de su madre, Elizabeth Chitty de Brown.

Actualmente una placa la recuerda.

Brown

cementerio protestantecondado de MayElisa BrownElizabeth Chitty de BrownFox LordFrancis DrummondGuillermo BrownIrlandaPrimero de Mayo

admin • marzo 6, 2015


Previous Post

Next Post